9 de enero de 2012

Un banquete inesperado y sus consecuencias

 

La Charité du prestidigitateur (Caridad sin recompensa, 1905), Alice Guy 

Llama la atención de esta películita de transformaciones, dirigida por Alice Guy en 1905, la utilización de interiores y exteriores naturales para todo el rodaje. Esto es algo muy común en la toma de vistas y paisajes pero bastante poco frecuente en la producción de películas de trucos, donde las posiciones tienen que estar perfectamente marcadas y un cambio en las sombras traiciona el efecto. Es posible que todavía no estuviera disponible el inmenso estudio que Léon Gaumont inauguró en octubre de este mismo año en las Buttes-Chaumont.


Con la excusa de una fabulilla con su moraleja Alice Guy aprovecha para embaucar al público con una serie de transformaciones resueltas a base de paso de manivela o simple corte. La más ocurrente es aquella en la que el prestidigitador, dispuesto a socorrer a un menesteroso, saca de su maletín una mesita y una silla en miniatura, para luego convertirlas en escenario de un soberbio banquete, con su camarero y todo. 


El otro punto de interés es ese prólogo que sirve para presentar al personaje. Primero, porque la localización natural invita a la presencia —ya que no actuación— de los responsables del bar y de algún cliente. Evidentemente, están en otro registro, ajenos totalmente a la actuación histriónica del actor que interpreta al mago y a su vestuario excéntrico. Pero, sobre todo, la escena parece no tener otra función que mostrarnos a nosotros, espectadores, el cartel del prestidigitador que justificará, en cuanto empiece el verdadero conflicto, los prodigios que se van a producir ante nuestras mismas narices. 

Por lo demás, el cuentecillo tiene un desarrollo razonablemente imaginativo. Téngase en cuenta que a estas alturas, mademoiselle Guy llevaba casi diez años al frente de la producción de Gaumont. 

La Charité du prestidigitateur (Caridad sin recompensa, 1905) 
Producción: Gaumont (FR). Número de catálogo: 1155. 
Dirección: Alice Guy 
3 min. Blanco y negro.