15 de agosto de 2009

Un mago tras una puerta cualquiera


La cuarta ventana (1961), Julio Coll

LA CUARTA ventana se presenta como la película de las tres hermanas Penella, esto es: Elisa Montés, Terele Pávez y Emma Penella, si siguen el orden habitual de lectura según aparecen en la fotografía.

Las tres son chicas de alterne en el Club La Pachanga y por un quíteme allá usted un tarro de crema lleno de cocaína son detenidas por la policía que las sigue discretamente. Cuando llegan a casa las tres chicas se encuentran a una pobre muchacha que ha intentado suicidarse al verse abandonada por un saxofonista canalla (Leo Anchóriz). En busca de la pista del mal hombre llegan a un inmueble habitado por extraños personajes, lo que da lugar a una serie de viñetas cómicas o costumbristas, cuya gracia está, sobre todo, en lo anormal de las situaciones.

En uno de los pisos se encuentran con un mago que está haciendo levitar a su ayudante. Al verlas allí, tan boquiabiertas, les hace extraer un naipe de una baraja y, tras mirarlo descaradamente, asegura que es el seis de copas y que la adivina a la que buscan vive más arriba.

Ni idea de quien pueda ser el actor que interpreta al ilusionista, pero como la escena no dura ni un minuto, tampoco tiene demasiada importancia. Lo traemos aquí como simple pasatiempo veraniego y para que vayan ustedes completando el catálogo de magos ineptos.

Sr. Feliú

La cuarta ventana (1961)
Producción: Juro Films (ES)
Director: Julio Coll.
Guión: Julio Coll y José Germán Huici.
Intérpretes: Emma Penella (Dora García), Elisa Montés (Luisa Pau), Terele Pávez (Linda Barcala), Leo Anchóriz (Carlos), Luis Induni (el comisario)
86 min. Blanco y negro.

No hay comentarios: