4 de agosto de 2012

El espadachín comediante



Le capitaine Fracasse (El capitán Fracassa, 1961), Pierre Gaspard-Huit

En sesión matinal proyectamos la versión de la novela de Gautier que nos ocupa estos días protagonizada por Jean Marais, el protegido de Jean Coctaeu, que lo modeló en La belle et la bête (La bella y la bestia, 1946) y en Orphée (1950). A caballo entre las décadas de los cincuenta y los sesenta, Marais se embarca en una serie de películas de capa y espada, dirigidas en buen número por André Hunebelle, en las que luce su perfil apolíneo, su habilidad con la espada y su maestría como caballista. En este ciclo se inscribe la nueva versión. Estamos en la Francia de Luis XIII y de los mosqueteros de Dumas


Como en otras películas francesas de esta época adscritas al género se da una hipertrofia de los papeles cómicos. Los criados del teatro clásico, aquellos que reproducían al modo bufonesco las románticas aventuras de sus señores, multiplican en estas cintas sus prestaciones a fuerza de recurrir a dos cómicos archipopulares entre el público como son Bourvil o Louis de Funes. En esta ocasión el elegido es Louis de Funes en el papel del criado Scapin, pero le acompañan otros dos comediantes un poco menos histriónicos pero igualmente dotados para la bufonería: Philippe Noiret, en el papel de Hérode, el director de la compañía ambulante, y Jean de Rochefort, como el improbable matachín Malartic.


Los miembros de la compañía de Hérode son tan representativos de su tipo que Sigognac es capaz de adivinar el cometido de cada uno durante la primera noche. Está la ingenua isabelle (Geneviève Grad), la coqueta Zerbine (Sophie Grimaldi) y el no menos enamoradizo Leandre (Jacques Toja) y Matamoros (Sacha Pitoëff) cuyo papel le exige no coma sino un día no y otro bueno.


Siguiendo el argumento de la novela, Sigognac sigue a la compañía camino de París, sustituye a Matamore con el nombre de Capitán Fracasse y compite con el duque de Vallombrosa (Gérard Barray) por el amor de Isabelle. En cambio, Agostino (Alain Saury) y Chiquita (Joëlle LaTour) alternan su ocupación como salteadores de caminos con un número de lanzamiento de cuchillos.


Las representaciones teatrales se ciñen más que en anteriores ocasiones al modelo de la commedia dell’arte. Son pantomimas en las que Fracasse termina siempre aporreado o prometido en matrimonio con una vieja comadre. Sin embargo, este Sigognac está moldeado a imagen y semejanza de su intérprete. Jean Marais está más cómodo a lomos del caballo, con la espada en la mano, o realizando él mismo toda clase de acrobacias. La fotografía en color y scope favorece el espectáculo de las elaboradas escenografías, los escenarios naturales y el rico vestuario. La película nunca vuela más alto que durante los duelos de espada coreografiados por el maestro de esgrima y especialista Claude Carliez, al que pueden ver aquí hablando de su experiencia profesional:
 

Del otro mundo, del de la representación, nos quedamos con el entierro de Matamore junto al camino. Los comediantes obedecen la ley que impide enterrar a los cómicos en sagrado. Por eso, su responso es un aplauso postrero. Y también con esa finta final mediante la que los miembros de la compañía y los criados, remedan burlescamente el final feliz de los amantes para ahorrarnos el bochornoso espectáculo de un baño de miel.

Le capitaine Fracasse (El capitán Fracassa, 1961)
Producción: Plaza Films (FR) / Unidex (FR) / Metzger et Woog (FR) / Paris Elysées Films (FR) / Hoche Productions (FR) / Documento Films (IT)
Director: Pierre Gaspard-Huit.
Guión: Pierre Gaspard-Huit, de la novela de Teóphile Gautier.
Intérpretes: Jean Marais (Barón Philippe de Sigognac / el Capitán Fracasse), Geneviève Grad (Isabelle), Gérard Barray (Duque de Vallombreuse), Philippe Noiret (Hérode), Louis de Funès (Scapin), Sacha Pitoëff (Matamore), Jacques Toja (Léandre), Alain Saury (Agostin), Renée Passeur (Léonarde), Danielle Godet (Serafina), Sophie Grimaldi (Zerbine), Joëlle LaTour (Chiquita), Riccardo Garrone (Lampourde), Jean Rochefort (Malartic), Raoul Billerey (Mérindol), Robert Pizani (Blazius), Jean Yonnel (el príncipe de Moussy), Maurice Teynac (Marqués de Bruyères), Anna-Maria Ferrero (Marquesa de Bruyères),  Bernard Dhéran (caballero de Vidalenc), René Charvey (Louis XIII).
101 min. Color. Scope.

No hay comentarios: