4 de junio de 2011

Kandiusky, “Príncipe de los Magos”




Las de Caín (1959), Antonio Momplet

Las de Caín es una comedia en tres actos de los hermanos Serafín y Joaquín Álvarez Quintero, estrenada el 10 de octubre de 1908, por Irene Alba y José Santiago. Aquí la tienen en versión digital si qiueren leerla:


La edición impresa iba ofrendada a don Benito Pérez Galdós y la dedicatoria no es en vano porque la comedia es, en realidad, una tragedia grotesca, la de don Segismundo de Caín, padre de cinco hijas casaderas. Las de Caín son las de Miau galdosianas, señoritas con poco peculio y muchos aires. Don Segismundo y doña Elvira, que han tenido la maldición de echar únicamente féminas al mundo, deben hacer cinco matrimonios ventajosos. La solución, aprovechar el amor de Alfredo por Rosalía, como si de la fuerza de un salto hidráulico se tratara, para casar a las otras cuatro.


La comedia fue repuesta en 1949 por la compañía de Társila Criado y, a partir del original, los dos Pablos Sorozábal, padre e hijo, compusieron una zarzuela que se estrenó en el Teatro de la Zarzuela el 23 de diciembre de 1958, cuando ya la versión cinematográfica que auyer proyectamos en la carpa estaba a punto de estrenarse.


Santugini hizo la adaptación pero murió antes de que la producción se pusiera en marcha, de modo que finalmente es el director Antonio Momplet –el de La farándula (1936)- quien firma “scenario, guión técnico y diálogos adicionales”. El libreto airea convenientemente el sainete de ambiente cien por cien madrileño y no sevillano según nos parece ahora que tenían la exclusiva los hermanos Álvarez Quintero. Hay un duelo, una verbena, refrescos en un aguaducho en el parque del Retiro, carrera de automóviles “a todo motor” en la Casa de Campo y, cómo no, función benéfica en el Gran Teatro.


Se presenta un tal “Herzoz” y los famosos malabaristas “Hermanos Moreno”. El número fuerte es la cupletista “La Coralito”, en un registro inhabitual en la carrera de Lola Flores. “La Coralito” tiene una madre entre cajas, que la empuja a saludar y a mandarle un beso a don Felipe, orondo otoñal alopécico que la ha contemplado arrobado desde un palco mientras cantaba: “Ana / fresca y lozana / como una flor se abre al beso del amor”.


Pero el número que nos interesa es el del mentalista Kandiusky, “Príncipe de los Magos” a pesar de ser un falso hindú dedicado al hipnotismo y a la transmisión del pensamiento. Los tres trucos iniciales son netamente mélièsianos. Sendos golpes de paso de manivela sirven para que la capa de Kandiusky desaparezca y para la materialización de su ayudante, mademoiselle Totó y de la venda con la que le cubrirá los ojos.


El primer ejemplo es la broma tradicional a costa del señor casado que está pensando en lo que no debe. Kandisuky pide entonces la concurrencia de Pepín (Manuel Gil), el joven tarambana que tontea con Estrella (Carmen Flores). El mago ha recibido una buena cantidad de Alfredo (Juanjo Menéndez) a cambio de poner en evidencia a Pepín delante del “todo Madrid”, lo que se logra plenamente gracias a la “clarividencia” de Mademoiselle Totó, que pone al descubierto lo que Alfredo sabía por confidencia del propio Pepín. El escándalo obliga al padre del interfecto a presentarse en casa de los Caín al día siguiente para pedir la mano de Estrella.


Más que correcta en los apartados de fotografía, ambientación y vestuario, la película tiene un aire desangelado. La mano de Santugini se nota en la burla cariñosa de algunas estampas como las carreras de coches o el duelo, pero el ritmo afectado de la interpretación de Mariano Azaña parece contagiar al resto.



Las de Caín (1959)
Producción: Unión films / Cesáreo González-Suevia Films (ES)
Dirección: Antonio Momplet.
Guión: Antonio Momplet. Adaptación libre de José Santugini de la comedia homónima de Serafín y Joaquín Álvarez Quintero.
Intérpretes: María Luz Galicia (Rosalía Caín), Juanjo Menéndez (Alfredo), Mariano Azaña (Segismundo Caín y de la Muela), Santiago Rivero (tío Cayetano), Carmen Flores (Estrella Caín), Fernando Guillén (Tomás), Enrique Ávila (Leopoldo), Manuel Gil (Pepín), Lucía Prado, Rosario Maldonado y María de los Ángeles Such (las de Caín), Barta Barri (el señor Castrolejo), Emilio Fábregas, Camino Delgado, Gonzalo Medel, María Antonia Rodríguez, Francisco Tuset, María Severini, María de Carmen San Salvador, Agustín González, Ricardo Garrido, Luis Llopart, Ángela Plá, Mary Lamar y la colaboración de Lola Flores (“La Coralito”).
86 min. Color.

No hay comentarios: