7 de enero de 2016

Generación Keaton en el CBA




Entre el 7 y el 31 de enero de 2016 el Cine-Estudio del Círculo Bellas Artes propone un ciclo denominado “Generación Keaton”, que recupera algún título señero de Buster Keaton —The General (El maquinista de la General, 1926)y Charles Chaplin —A Woman of  Paris (Una mujer de París, 1923)— para utilizarlos como trampolín para el descubrimiento de una plétora de comediantes dedicados al slapstick durante la segunda y tercera décadas del siglo XX.


Al lado de nombres algo menos habituales como HarryLangdon , Larry Semon, Harold Lloyd o "Fatty” Arbuckle, encontramos en el programa una sesión dedicada a Stan Laurel, con cuatro cortometrajes anteriores al momento en que Hal Roach se decidiera a emparejarlo con otro comediante experimentado pero que nunca había brillado a demasiada altura: Oliver Hardy. Una ocasión para descubrir el largo proceso que tuvo que seguir el comediante de la compañía de Fred Karno que había viajado al mismo tiempo que Chaplin a Estados Unidos, para encontrarse a sí mismo reflejado en el espejo de la irritación sorda de su orondo compañero.


Tras la célebre e infortunada Mabel Normand, localizamos a otras tantas “princesas del slapstick”, como Gale Henry cuyo perfil ya trazamos aquí en otra ocasión.  Lo mismo que con Charley Chase, del que se podrá ver no sólo Mightylike a Moose (1926) sino la fantasía ruritana Long Fliv the King (1926) y otra maravilla titulada His Wooden Wedding (1925) en la que un pretendiente despechado de la prometida de Charley, hace creer a éste que la chica tiene una pierna de madera. El azar se conjura para que lo que era sólo una terrible sospecha se convierta en certeza y las peripecias descacharrantes se sucedan sin tregua.


Paul Parrott, el hermano de Charley Chase, protagoniza  Shine ‘em Up! (1922) en una de las dos sesiones dedicadas a actores totalmente olvidados, en las que también figura esa joyita del filón dedicado a los inventos locos en el que destacó Charley Bowers: It’s a Gift (1923), protagonizada por Harry “Snub” Pollard, al que se conocía en Francia como “Professeur Beaucitron precisamente por este tipo de excentricidades dignas del profesor Franz de Copenhague.


Si encontramos un rato, a intentaremos reseñar por aquí alguna de las exquisitas rarezas del ciclo, que se presenta con los intertítulos convenientemente subtitulados en castellano por primera vez en la mayoría de los títulos. Más información y horarios en:




No hay comentarios: